Saltar al contenido

Amortiguadores de gas

Los amortiguadores de gas son un tipo de amortiguador que su principal funcionamiento es con gas nitrógeno a diferencia de los hidráulicos que en su interior tienen aceite. Aquí te explicaremos las características, ventajas y desventajas de los amortiguadores de gas ¡sigue leyendo!

Catálogo con los mejores amortiguadores de gas del 2019

Ventajas y desventajas de los amortiguadores de gas

Los amortiguadores son una parte esencial para la seguridad y control del del vehículo, por ello siempre es recomendable estar chequeando para evitar algún daño mayor y sobre todo si queremos manejar con una mayor comodidad.

Amortiguadores de gas o aceite, amortiguadores hidráulicos o de gas.

Si estás pensado en comprar amortiguadores de gas, fíjate es las siguientes características.

  • Mejora el agarre de los 4 neumáticos al suelo, permite que el carro no se incline cuando se pasa por una curva cerrada a gran velocidad.
  • Disminuye la formación de burbuja de aire en la cámara, pero no la erradica por completo puede existir la posibilidad de que el gas llegue a su punto de ebullición.
  • Siendo amortiguadores más duros permiten un mejor control de los frenos y dirección del carro.
  • Al manejar por terrenos muy irregulares estos amortiguadores mejoran la velocidad de retorno del fluido a la cámara. Permitiendo corregir de manera rápida las oscilaciones de la carrocería del coche.
  • Son más duraderos ya que su funcionamiento es a nitrógeno, su particularidad es que gracias a que el nitrógeno trabaja a temperaturas bajas reduce la degradación a causa del calor.

Los principales inconvenientes de los amortiguadores de gas son los siguientes:

  • Son amortiguadores más rígidos haciendo que el confort al manejar sea menor (se sienten más los huecos y baches del camino).
  • La adsorción de los impactos es mucha más seca, es más como un golpe que una suspensión normal de otros tipos de amortiguadores.

Ahora sabiendo todas estas ventajas e inconvenientes nos queda decir que la elección de instalar estos amortiguadores en tu vehículo dependerá de dos factores, si tu carro lo permite y del uso que se le vayan a dar.

Para el punto uno se debe revisar el manual técnico para asegurarse de que estos amortiguadores se le pueden instalar, y el segundo punto es si no es importante el confort y comodidad a la hora manejar ya que buscas un manejo más deportivo.

Diferencias entre amortiguadores de gas y aceite: ¿cuáles son mejores?

En el mercado existen varios tipos de amortiguadores cuyo fin es absorber los impactos del camino por donde se está circulando el automóvil, haciendo que las llantas permanezcan adheridas al suelo permitiendo de este modo un mayor control y confort del vehículo.

Existen dos tipos de amortiguadores que son: amortiguadores de gas y los hidráulicos o de aceite. Estos amortiguadores se diferencian uno del otro de la siguiente manera:

  • Los amortiguadores de aceite son más suaves ya que al pasar por baches no se siente tanto el impacto, en cambio los de gas sí.
  • Los amortiguadores de gas permiten una mejor adherencia de las llantas al piso al pasar por curvas cerradas y los hidráulicos presentan menos rendimiento en este aspecto.
  • En los de aceite se generan burbujas de aire al pasar el fluido de una cámara a otra, en cambio en los de gas este inconveniente se disminuye casi que por completo.

De esta manera podemos comprender que son amortiguadores con diferencias notables y que están elaborados para manejar en terrenos diferentes. De acuerdo a estas ventajas y diferencias puedes hacer tu mejor elección.